top of page
  • Foto del escritormarimén_te doy mi palabra

ENTREVISTA A CARMEN AMORAGA





Nacida el 7 de septiembre de 1969 en Picañaprovincia de Valencia, se licenció en ciencias de la información por la Universidad CEU Cardenal Herrera y ha trabajado para prensa, radio, y televisión. Ha participado en tertulias en Canal 9Radio 9 y Punto Radio. Hasta junio de 2015 trabajó como asesora de relaciones con los medios de comunicación en la Universidad de Valencia y, entre 2015 y 2023, fue directora general de Cultura y Patrimonio de la Generalitat Valenciana. Como periodista continúa publicando artículos para diferentes medios como la Cartelera Turia.

Su primera novela Para que nada se pierda (1977) fue galardonada con el II Premio de Novela Ateneo Joven de Sevilla. Tras esta obra, publicó La larga noche (2003) premio de la Crítica Valenciana y también Todas las caricias. Con su obra Algo tan parecido al amor fue finalista del Premio Nadal de 2007 y con El tiempo mientras tanto fue finalista del Premio Planeta en 2010. En 2014 ganó el Premio Nadal por su novela La vida era eso.

Hoy nos hablará de su última novela El corazón imprudente.




 




Hola Carmen, bienvenida a mi blog. El enamoramiento de tus protagonistas, una pareja madura que se encuentran por azar, es uno de los temas centrales de la novela. Movidos por el deseo de sentir y de amar, cruzan sus propias líneas.  ¿El corazón realmente es imprudente?


No siempre lo es. Muchas veces, tomamos decisiones llevados por nuestros temores, y eso hace que no seamos todo lo imprudentes que deberíamos. Porque ser imprudente tiene una connotación negativa que es injusta.



Ser imprudente es ser valiente, también.
 


También hablas de la distancia entre la vida que uno tiene y la vida que uno quiere. Nuestras circunstancias y/o mochilas no siempre permiten alcanzar nuestros sueños.  ¿Somos responsable de los caminos que emprendemos? Y ¿qué ocurre cuando sabes que tu decisión puede ser errónea?


Somos absolutamente responsables de las decisiones que tomamos. La mayor parte de las veces, estamos frente a dos alternativas o más, y elegir es cosa nuestra. Lo que pasa es que elegir es renunciar a lo que no has escogido, y eso a veces duele porque nos genera dudas. Pero siempre podemos rectificar. Siempre. De eso trata mi novela, de que nunca es tarde ni para enamorarse, ni para perdonarse ni para rectificar cualquier error que se haya podido cometer.


Somos absolutamente responsables de las decisiones que tomamos.


¿Tomamos decisiones por no sentirnos felices? ¿Podemos elegir siempre, somos libres para ello?


Es verdad que hay circunstancias en las que elegir es más complicado: mal si ando y mal si no ando. Pero siempre hay un espacio para que tomemos una decisión, en base a los criterios que más pesen. A veces el criterio es no hacer daño a otra persona; otras veces el criterio es oye pues yo también merezco ser feliz, aunque esta felicidad suponga el dolor a otro.



Hablemos de la portada. Me encanta. Está muy bien lograda y asimismo me he imaginado ese encuentro en la terraza de la playa entre Tina y José Manuel.


La portada es un regalo que me ha hecho Paco Roca. Ha captado totalmente la mediterraneidad y la carnalidad de la historia.



 







Carmen, estuviste muchos años sin publicar, aunque nunca dejaste de escribir como mencionas en una de tus entrevistas. ¿Hubo algún motivo en especial?


Sí, durante ocho años fui Directora General de Cultura y Patrimonio de la Generalitat Valenciana. Me parecía que no debía estar en ambos lados del sector, como política y como autora.

 









Siempre has estado muy implicada con la Política y en tu deseo de colaborar con la sociedad. ¿Qué te ha aportado esta experiencia?


La tranquilidad de ser coherente con mi forma de pensar y de actuar. Como dices, siempre he estado interesada en la política, y si hubiera dicho que no cuando tuve la oportunidad de sumarme a un equipo de personas en cuyo proyecto creía, no hubiera sido coherente. Y la satisfacción de haber aportado todo mi esfuerzo, de haber tirado de un carro en el que éramos muchas personas sumando. Creo mucho en esa frase de Heiddeger:


somos los invitados de la vida, y tenemos que dejarla un poco mejor que como la hemos encontrado.

Y yo, en la medida de mis posibilidades, lo he intentado.



¿Sigues escribiendo? ¿Qué proyectos te esperan?


Sí, sigo escribiendo. Si no pasa nada, pronto saldrá una nueva novela.



Muchas gracias, Carmen. Te espero en el Club de lectura online este próximo 21.03.24 a las 19.00.


(Inscripciones: grupobojador@gmail.com)





Si quieres leer la entrevista a Manuel Vilas:


77 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

コメント


bottom of page