• marimén_te doy mi palabra

ENtrevista a dory sontheimer

Actualizado: 9 de oct de 2018

.

Dory Sontheimer

Dory Sontheimer, escritora y farmacéutica, no necesita mucha presentación. Tras abrir unas cajas secretas, descubrió su verdadero pasado que le llevó a publicar su historia. Sus libros Las siete cajas y La octava caja han superado todas las expectativas de ventas y desde sus publicaciones no ha parado de dar conferencias por toda Europa. Y lo que le queda.

Dory es una mujer inquieta que siempre tiene una sonrisa entre sus labios. Dory es sensibilidad, emoción, es sinceridad y nobleza. Y, además, es mi amiga.


—Dory, ¿Cómo llevas la experiencia con tus libros?

Muy positiva. No supuse jamás la aceptación que tendrían y ha sido para mí de una gran satisfacción , no sólo por el hecho del reconocimiento , sino por el hecho de estar divulgando la historia del siglo XX, una forma de mantener viva la memoria histórica tan necesaria.


¿Qué fue más emotivo para ti? ¿Descubrir quiénes eran tus abuelos o la historia de los cinco niños?

Descubrir la historia de mis abuelos fue doloroso por lo ocurrido. Al mismo tiempo me di cuenta de la importancia de las letras, porque a través de las cartas escrita por mi abuela, pude conocerla. Hasta aquel momento no conocía ni sus nombres.

La historia de mis cinco primos de Praga me dio a conocer lo que significó el nazismo para los 1.600.000 niños judíos que había en Europa, de los cuales los nazis no dejaron que 1.500.000 llegaran a adultos. Fueron exterminados.

Es difícil comparar cual de las dos es más emotiva ya que cada víctima es una historia personal que conmueve y todavía más cuando te toca tan de cerca.


—Descubrir tu verdadero pasado ha supuesto un antes y después. ¿Cómo has vivido esta transición? ¿Qué queda de la primera Dory?

Mis valores siguen siendo los mismos de siempre, pero evidentemente conocer el pasado de mi familia me ha supuesto un antes y un después.

He tenido tres fases en mi vida

- en el mundo de la ciencia, (soy farmacéutica y era directora técnica de un laboratorio ),

-en la empresa, ya que al morir mi padre trabajé como ejecutiva en la empresa familiar

-y ahora estoy en el mundo de la humanidad, de la sociología, , dando charlas y conferencias a colegios, institutos, universidades, fundaciones , etc. sobre la memoria histórica.

Tengo que decir que esta tercera fase me produce una gran satisfacción por la importancia en sí de la memoria histórica y porque es un homenaje a todas las víctimas de mi familia.


—Max, tu nieto, supuso algo muy especial para vuestra familia. Cuéntanos.

El nacimiento de Max fue una explosión de alegría como lo ha sido el nacimiento de mis nueve nietos. Pero evidentemente, el que mi hija y mi yerno decidieran ponerle este nombre como homenaje a mi abuelo Max Sontheimer, me llenó de satisfacción y agradecimiento. Volvíamos a tener un Max en la familia. Soy su madrina.


—Te has formado en L´escola d´escriptura de l´Ateneu Barcelonès. Es todo un prestigio estudiar allí por la calidad de la enseñanza y de los profesores. ¿Cómo lo has vivido?

Como una experiencia enriquecedora, por conocer a profesores de esta calidad profesional y humana, y alumnos con los que ha habido una enorme sintonía. Todos somos amantes de las letras y cada uno aportaba a los demás su punto de vista.


—¿La escuela te cambió tu manera o tus hábitos de escribir?

Si, aprendí los instrumentos adecuados para construir un relato


—¿Escribir por placer o por conocerse?

Por placer, pero ha sido una satisfacción conocerse y analizar textos conjuntamente

Conferencias, ruedas de prensa, entrevistas y hasta radio y televisión. No has parado. ¿Cuál ha sido tu mejor experiencia? ¿Tienes alguna anécdota por compartir?

Han habido presentaciones muy especiales, pero sin duda mi mejor experiencia ha sido la filmación del documental ya que supuso un reto que veía imposible reunir a mi familia que está en una diáspora en Barcelona.


—¿Qué proyectos tienes? ¿Estás trabajando en un nuevo libro?

Estoy inmersa en conferencias, charlas y alargando el documental para convertirlo en una película documental.

Tengo el tercer libro en la cabeza, sé de lo que quiero escribir, pero tengo que empezar. Necesito algo más de calma, pero estoy convencida de que lo haré.


—¿Te quedan cajas por abrir?

No, pero me queda mucho por analizar del contenido de las siete cajas. La octava caja la confeccioné yo con la información de los cinco primos que había en las cajas y con la que me puse a investigar.

0 vistas

© 2023 por Secretos de Armario. Creado con Wix.com